Archivo del blog

sábado, 5 de mayo de 2018

TARIFAZOS SALVAJES - HERRAMIENTAS DE SAQUEO Y DESTRUCCIÓN
Los tarifazos son una parte esencial del conjunto de acciones en perpetración, que persiguen claramente diversos objetivos, a saber.
 Enriquecer desmesuradamente a un grupito de “amigos del poder”, a costa del empobrecimiento generalizado.
 Acentuar la concentración de la riqueza mediante la “doctrina del shock” (de golpes contundentes por feroces acciones constantes e incluso perpetradas de a varias por vez, para impedir o diluir protestas, ante la diversidad y gravedad de las agresiones al bolsillo y a la dignidad de la población). Se busca instalar la apatía, la resignación y la inacción del pueblo, ante los conjuntos de agresiones que se perpetran día a día.
 “Naturalizar” la dolarización de los precios internos, de forma tal que se ahoguen las críticas y se silencien los fundamentados razonamientos que demuestren la malicia e irracionalidad de atarnos a precios internacionales, que nada tienen que ver con los reales costos internos ni menos con el menguado poder adquisitivo de la inmensa mayoría de los argentinos.
 Mediante tarifas artificialmente muy caras, se busca reducir artificialmente la falta de competitividad de las “energías renovables” (eólicas, solares y otras), las cuales son muy caras de y baja calidad, las que se están implementando forzadamente en base a leoninas condiciones muy perjudiciales para el consumidor y el Estado Argentino. Dicho en criollo corriente, tapar el conjunto de curros escandalosos que significan los contratos que “los amigos del poder” están institucionalizado en el tema de las “energías renovables”, con las complicidades de las ONGs ultra ecologistas transnacionales (con la británica Greenpeace a la cabeza), la petrolera / gasífera Shell (hoy manejando Energía) y sus aliadas petroleras / gasíferas anglosajonas.
 Las transferencias cuantiosas de recursos a las generadoras eléctricas, las transportistas de gas, las petroleras y gasíferas y otros prestadores de servicios públicos, alimentan las alevosas fugas de divisas, sin control ni freno alguno (hoy el Estado permite y promueve esas operatorias, pues está manejado por los fugadores de divisas, los evasores de impuestos con riquezas en paraísos fiscales y por perpetradores de bicicletas financieras y similares operatorias especuladoras apátridas).
 Si no salimos del cepo energético de las tarifas de servicios públicos y de combustibles dolarizados y a valores transnacionales, todo posterior proceso de reindustrialización y de distribución positiva de la riqueza, será imposible, por lo que quedaríamos encadenados al subdesarrollo crónico, condenados a una economía primaria, pastoril y minera extractiva; como dócil colonia a la cual las transnacionales y las potencias atlantistas y otras, saquearán sin límite alguno. Pocos saben que es una constante de gobiernos reaccionarios (ultra conservadores) y liberales en lo económico, imponer “precios de mercado mundial” a nuestros insumos energéticos, como combustibles y energía eléctrica.
 Las enormes riquezas transferidas a “los amigos del poder” mediante los tarifazos salvajes, no están transformándose en inversiones en bienes de capital e infraestructura, necesarios ambos conceptos para abastecer el crecimiento vegetativo de los consumos, los mantenimientos y reemplazos de bienes y conceptos similares. Todo parece irse “por la canaleta de las fugas de divisas” (para utilizar parte de un “concepto” del radical acuerdista PROsciano Ernesto Sanz) y casi nada para inversiones; con lo cual la calidad de los servicios públicos tenderá a un rápido deterioro, preludio de cercanos mayores endeudamientos y posibles subsidios estatales para esas inversiones que deberían salir de las tarifas, subsidios que se justificarán por “necesidad y urgencia”, para favorecer a los amigos del poder.
 Buscan “naturalizar” que se tengan muy en cuenta las “recomendaciones” de las corporaciones extranjeras y de otros factores de poder transnacionales, imponiendo como lógica la falta total de soberanía.
 Instalando la pobreza energética mediante los encarecimientos impagables, buscan reducir los consumos internos a niveles de subdesarrollo infrahumano, para contar con saldos exportables de gas y petróleo, mientras desabastecen artificialmente a los argentinos. Por caso, están haciendo un gasoducto de Vaca Muerta a Chile, mientras cancelaron el GASNEA marginando a Misiones y Corrientes.
 Nos llevan a los empujones a la disolución nacional.
 El listado sigue. No se amplia en mérito a la brevedad.
Mientras, los políticos acuerdistas, los mercenarios de la comunicación, los clasemedieros fuera de foco, los patrioteros de bandera, y las “progresías” de causas impuestas desde afuera (indigenistas, ecologistas ultras, abortistas, feministas ultras, etc.), siguen “mirando para otro lado” o apoyando esos desmanes.
El concepto de pobreza energética lo tomé del amigo y experto energético Federico Bernal.
MGTR. CARLOS ANDRÉS ORTIZ
Analista de Temas Económicos y Geopolíticos

No hay comentarios:

Publicar un comentario