Archivo del blog

sábado, 18 de mayo de 2013


VIENTOS DE DISCORDIA Y ENGAÑOS

Junto a la solar y otras hoy llamadas “renovables”, la energía eólica viene siendo persistente y engañosamente presentada como “la gran solución” al abastecimiento de electricidad, y las campañas –claramente digitadas y definidas por las transnacionales del ecologismo fundamentalista-, han pasado por varias fases, algunas de las cuales se han solapado, según quienes han sido los actores involucrados en el engaño a escalas masivas.

Para comprender las intrincadas vinculaciones de intereses que mueven esa persistente campaña, y las etapas que se advierten de la misma, es necesario –aún a fuer de repetitivo- explicar, así sea sintéticamente, el contexto de un tema con tantas connotaciones e intereses creados.

Cuidadosamente, los voceros y asociados del ecologismo cavernario, ocultan el hecho que solo existen tres tecnologías de generación de electricidad aptas para operar como energías de base: hidro, nuclear, y termoeléctrica.

Muy claramente, el pseudo ecologismo fundamentalista, ha definido como objetivos prioritarios de sus ataques en el Sector Energético, a la generación hidroeléctrica y la nuclear; para lo cual desarrolla una persistente campaña de terrorismo mediático, buscando instalar miedos irracionales para “demonizar” y con ello provocar imagen negativa a ambos tipos de usinas.

Al atacar a las únicas competencias reales, esos pseudo ecologistas favorecen a la generación termoeléctrica, la más contaminante y que quema recursos no renovables (petróleo, gas y carbón). Los mercenarios que guían esas mendaces campañas “ecologistas” lo saben bien, y lo ocultan; los entusiastas desinformados que creen “salvar al mundo” apoyando a las transnacionales del ecologismo cavernario, ni se dan cuenta de esas perversas mentiras…o se niegan a ver la realidad, sea por credulidad extrema, fanatismo o cerrazón mental.

Volver a explicar detalladamente –lo hice en varios de mis libros y en incontables artículos técnicos- la sumatoria de engaños burdos, mentiras flagrantes y verdades a medias, montadas y repetidas hasta el hartazgo por el ecologismo cavernario, para instalar preconceptos cargados de negatividad en el común de la gente, respecto a ambos tipos de centrales eléctricas (hidros y nucleares), demandaría volver a escribir al menos media docena de nuevos artículos. Por el momento me remito a mis trabajos precedentes, en los que detallé numerosos aspectos de esas campañas de desprestigio muy sesgadas contra lo hidro y lo nuclear. ¡Justamente las usinas que producen energía más barata y con menores índices de polución!

Adviértase que al atacar a las dos alternativas reales, el fundamentalismo ecologista de hecho promueve por descarte a las usinas termoeléctricas (las que consumen combustibles fósiles), precisamente las ambientalmente más nocivas, y las que producen energía más cara. ¡Por algo son evidentes tantas connivencias por conveniencias, entre las megas petroleras anglosajonas, y las grandes transnacionales del ecologismo cavernario, manejado desde la Unión Europea y EEUU!

Hace algunos años, repetían insistentemente que “hay otras alternativas” para reemplazar los proyectos hidros y nucleares…pero al apurarles pidiéndoles que definan cuales son esas supuestas “alternativas”, las respuestas fueron –y son- huidizas o marcadamente mentirosas. Al final, por descarte, terminan haciendo la apología de la energía eólica, pues las otras falaces “alternativas” son directamente impresentables, por sus altísimos costos y por los diversos condicionamientos técnicos que las hacen extremadamente complejas y no competitivas, o directamente no aplicables, además de inútiles para satisfacer grandes demandas. Precisamente el nudo gordiano del tema eléctrico es cubrir las grandes y crecientes demandas, y en ese punto álgido, las evasivas e inconsistencias son las respuestas corrientes por parte de los sectores ecolátricos.

¡Pero así como “hacen agua” a la hora de fundamentar con solidez técnica! (pues carecen de ella), los mentores del ecologismo cavernario son expertos prestidigitadores de “lindos versitos”, de respuestas hermoseadas, cargadas de frases emotivas y efectistas, que sin consistencia alguna repiten el discurso “ecológicamente correcto”, previamente instalado con sus mendaces, persistentes y generosamente financiadas campañas.

Incluso hace no tantos años, algunos repetían con hueca seguridad: “la energía eléctrica se puede importar de cualquier parte”…¡como si se pudiera transportar en barco, o almacenar como el petróleo! ¡¡¡Ridículo!!!

Después pusieron en boga el concepto de “nuevas fuentes” de energía, el cual fue rápidamente ridiculizado por la elemental realidad histórica, pues varias de esas supuestas “nuevas fuentes” ya son utilizadas por el hombre desde muy vieja data, como el sol –natural fuente de calor-, los vientos –usados para la navegación y como energía para molinos y otros usos rurales, la hidráulica –moviendo molinos-, con lo que se desmoronó el armado conceptual.

Recientemente cambiaron (siempre prestos a crear conceptos pegadizos “políticamente correctos”), y ahora baten el parche con “energías renovables”, lo cual propagandísticamente tiene varias ventajas (aunque se use para montar campañas mentirosas). Hoy lo “renovable” es “cool” (para los anglófilos), está de moda, y es “ecológicamente correcto”, con lo cual no se discute ni se analiza…aunque esconda consecuencias negativas en lo ambiental, social y económico. Además lo “renovable” se asocia a lo “natural” (otra palabra “talismán”, que se acepta sin someter a necesarios análisis). Y tiene toda el aura de ser “ambientalmente correcto”, con lo que se repite aunque no se entienda del todo como es la cosa.

Pero lo “renovable” tiene una grosera trampa incorporada, que por repetición constante algunos la aceptan, por aquello de ser “políticamente correcto”. Las transnacionales del ecologismo cavernario, diversas ONGs menores que dependen de aquellas, y varias otras ONGs del tipo de “Fundaciones” y otras, han separado capciosamente a las hidroeléctricas, demonizando a todas las de cierto rango de importancia, “admitiendo” como “renovables” solo a las muy pequeñas…¡casualmente las que “no mueven la aguja” en los sistemas eléctricos, y por ello no compiten con las grandes centrales termoeléctricas, a las que de hecho –indirecta pero muy claramente- los ultras de la ecología apoyan con tanto entusiasmo.

Fruto perverso de esa mentira, es la absurda definición de excluir –contra toda lógica técnica- a las hidroeléctricas importantes de la calificación de “renovables” impuesta en la errónea ley 26.190, fogoneada por el ecologismo fundamentalista, y sancionada ante la evidente ignorancia de sus negativas implicancias.

Al instalar el concepto que excluye de las “renovables” a la generación hidroeléctrica mediana, grande y gigantesca, exclusión caprichosa y nada inocente, aquella ley está “en línea” con la “demonización” de las hidroeléctricas y las nucleares, la que pretende anular las únicas alternativas reales a la generación termoeléctrica (la que quema combustibles fósiles).

Por esa arbitraria exclusión a las hidroeléctricas, llamo “renovables amputadas” a las energías que el ultra ecologismo dice “renovables”.

Por supuesto que piezas claves de esos engaños han sido las verdades a medias, las cuales por ser fuertemente mendaces (al mezclar verdades parciales con gruesas mentiras generales), son particularmente nocivas, conformando piezas centrales en las maniobras de engaños subliminales masivos, detrás de los cuales se ocultan poderosos intereses geopolíticos, junto a manipulaciones políticas, intereses económicos directos y asociados, todo ello con la inevitable troupe de “dirigencias” ávidas de triunfos políticos fáciles, sin importar el daño a los Intereses Nacionales y al Bien Común.

Las maniobras orquestadas por las transnacionales del ecologismo cavernario se basan en discursos simplistas fuertemente emotivos, pero de dudosas o inexistentes fundamentaciones científicas y técnicas; llenos de conceptos y palabras “imanes” o “talismanes”, a los cuales se les pre configuraron connotaciones de pretendida incontestable validez fuertemente positiva, como “preservación”, “sustentabilidad”, “cuidado del medio ambiente”, “generación limpia”, “recursos abundantes y renovables”, “decisiones necesarias”, etc.; las cuales a su vez se refuerzan con las “demonizaciones” exacerbadas, como por ejemplo: “cambio climático”, “deterioro del medio ambiente”, “desastres ambientales”, “contaminación insostenible”, “pernicioso accionar humano”, “caos irreversible” y otras pretendidamente apocalípticas figuras discursivas…¡todo de alto impacto y bajísimo razonamiento sólido y sistemático!

Curiosamente (o no tanto) las transnacionales del ecologismo fundamentalista jamás atacan a uno de los nudos gordianos de la contaminación mundial, que son las usinas termoeléctricas, grandes polucionadoras masivas y megas devoradoras de recursos no renovables, como son el petróleo, el gas y el carbón. ¡Claro está que varios analistas serios, que descreen de los “discursos fáciles y políticamente correctos”, señalaron las evidentes vinculaciones entre las grandes petroleras transnacionales y las ONGs “ecologistas” que operan a escala global!

Por otra parte, es técnicamente conocido pero ocultado a la opinión pública (apenas se lo menciona en tergiversados informes ecologistas con pretensiones “técnicas”), que las “renovables amputadas” para poder operar necesitan el respaldo permanente de centrales convencionales de base…o sea que subrepticiamente con las eólicas se instalan en paralelo usinas termoeléctricas, que como se explicó, son las que queman petróleo o gas, básicamente.

La promoción a ultranza de esas energías, hoy llamadas “renovables”, tiene entonces varios aliados estratégicos: las petroleras y gasíferas transnacionales, los fabricantes de usinas térmicas (hoy todas son importadas), los importadores, proveedores de repuestos, transportistas de combustibles, etc. ¡Y esos son fuertes intereses creados! Por otra parte, la historia argentina prueba que esos sectores son aliados estratégicos de los sectores políticamente más retrógrados, ultra liberales en lo económico. Todo cierra, si se analiza con amplitud y profundidad.

Por sus limitaciones técnicas, y por las realidades geográficas de Argentina, las “renovables amputadas” (eólicas, solares y similares), no pueden abastecer más del 10 % de la matriz eléctrica argentina. Como complementos las eólicas y solares tienen su rol a cumplir, pese a necesitar ser sostenidas por muy onerosos subsidios, pues sin ellos no son competitivas.

Pero como pretendidas bases del sistema eléctrico, además de ser técnicamente inútiles (por problemas de tensión, voltaje y “alteraciones armónicas” –concepto técnico), serían no solo carísimas, sino inviables.

Las últimas versiones de tergiversaciones conceptuales, con las que pretenden llenarnos de “ventiladores” aún a costa de descalabrar el sistema eléctrico, es exaltar a ultranza la “generación distribuida” (léase eólicas y solares) de bajísimas potencias –siendo que la lógica, el sentido común y la realidad demuestran que son mucho más eficientes las usinas de grandes dimensiones-.

También proponen como una gran solución las llamadas “smart grids” (redes inteligentes), que serían un justificativo –dudosamente eficaz- de la exacerbada proliferación de eólicas que promueven los intereses creados.

Los prohibitivos costos de esas ineficientes generaciones (eólicas y solares “distribuidas”) y la incoherencia de propugnar tecnologías seguramente carísimas (como las “redes inteligentes”) en un país que lucha por dar soporte energético elemental al desarrollo socio económico que necesitamos imperiosamente, serían chistes de mal gusto, de no ser por las connotaciones y motivaciones sectoriales y negativas para el contexto general, que claramente dejan translucir.

 

C.P.N. CARLOS ANDRÉS ORTIZ

viernes, 10 de mayo de 2013


LOS MASOQUISTAS POLÍTICOS

Masoquista es el que goza con su propio sufrimiento. Sin duda uno de los tantos tipos de perversiones que pueden encadenar al ser humano.

Por analogía, el masoquista político es aquel que apoya o participa en acciones o corrientes políticas que –probadamente- terminan causándole sufrimientos, bajo las formas de estrecheces financieras; problemas económicos; angustia social general; falta de oportunidades laborales para si mismo y su grupo familiar; un cuadro global de despidos que a su vez induce a una baja generalizada de los salarios, jubilaciones y pensiones; que dificulta o encarece el acceso a la instrucción pública, incluso vedando la Universidad a las clases media y baja; que destroza al Estado pasando a imperar la ley de la selva, en la cual el masoquista es una de las seguras víctimas; etc.

Ese caos económico inducido requiere instaurar un bipartidismo excluyente o estructura política similar, en un marco cleptocrático, de forma tal que se vote lo que se vote (dentro del “menú” político “correcto”) todo siga igual.

Y en lo económico se entroniza el “pensamiento único”, igualmente excluyente y descalificatorio contra todo aquel que ose oponerse o que al menos señale facetas erróneas o contradictorias del sistema.

Todo ese pavoroso cuadro social, político y económico, genera un contexto de angustias generalizadas, provocando emigraciones masivas de la población joven, fuga de científicos, y un caos del tipo “sálvese quien pueda” destrozando la solidaridad y haciendo cundir el egoísmo más exacerbado.

Actualmente al establishment mundial le resulta imposible ocultar del todo los desastres de Grecia, Portugal, España, Malta, Irlanda, e incluso la económicamente poderosa Italia, además de los cuadros de estancamiento o incluso recesiones “leves” de Gran Bretaña y Francia, amén del desmadre macroeconómico de EEUU, con la mayor deuda externa del mundo (claro que ellos tienen “la maquinita” de emitir dólares) y políticas de concentración escandalosa de la riqueza, cuya situación es la de un gigantesco globo a presión, que sigue agravándose sin avizorarse una mejoría sensible, y menos una solución coherente.

Claro está que los maestros del engaño mediático, rápidamente insertan noticias de alto impacto, así sea banales, para tapar los desaguisados tremendos que asolan a esos países, hasta hace poco mostrados como “grandes ejemplos” a imitar. Y por cierto los análisis de las causas profundas de esa crisis casi generalizada en Europa y EEUU, casi sin excepciones brillan por su ausencia. ¡Y cierta clase media suele no percatarse de eso, pero si “compra” lo que “le venden” del supuesto desmadre total de Argentina!

Incluso con solo tener un poco de memoria histórica, debe tenerse presente el caótico cuadro general que provocó intencionalmente el modelo económico brutalmente neoliberal, instaurado con la fuerza de las  bayonetas (volcadas a apoyar el neoliberalismo apátrida) en 1976, y mantenido sin solución de continuidad hasta 2001, cuyo período de mayor intensidad cabe situar entre 1989 y 2001; sintetizado conceptualmente como los nefastos años ’90.

Los ejemplos de masoquistas políticos son casi infinitos, pero citemos algunos, por cierto repetitivos.

·       Comerciantes que en los ’90 estaban “en la lona”, hoy venden a cuatro manos (incluso a los que cobran ayudas sociales, por ello transformados en consumidores), pero que se la pasan quejándose y apoyando de hecho a políticos y economistas “noventistas” (neoliberales). ¡Ni se dan cuenta!

·       Industriales que resurgieron o nacieron al amparo de la protección y del mayor poder adquisitivo del mercado interno, pero que dicen querer “mayor libertad” (justo ese era el verso de los ’90, pero no se dan cuenta).

·       Algún CEO de gran empresa (Cristiano Ratazzi es el paradigma), que en los ’90 era mero importador, ahora volvió a fabricar en gran escala (es cabeza de FIAT en Argentina, empresa vinculada a IVECO, ambas hoy trabajando a gran escala), pero que cada vez que puede pide “mayor apertura” –lo mismo que nos destrozó en los ’90-, mientras recibe palmaditas en los foros ultra liberales. Claro que con su acento fuertemente agringado, ¿quién le puede creer que sea argentino, en su fuero íntimo?, aunque haya nacido acá, tal vez por un casual.

·       Algún muy confundido ex empleado bancario, despedido y no indemnizado en los ’90, que hoy gracias al mejor poder adquisitivo general, y por haber “dado en la tecla” en un rubro de buena venta, goza de una prosperidad que tal vez jamás soñó…¡pero critica agriamente, como si supiera de que habla!

·       Un empleado público, que como nos pasó a la amplia mayoría en los ’90, no llegaba a fin de mes –literalmente, y pasaba privaciones serias-, hoy visiblemente mejor con toda su familia. ¡Pero que incomprensiblemente “se prende” en todas las críticas, cuanto más soeces más aún! Y no quiere razonar que “esos” que de hecho apoya, quieren instaurar la Universidad paga y cara (como Chile), con lo cual sus propios hijos no podrán estudiar…¡pero le cuesta tanto pensar…!

·       Notable el caso (seguramente varios), que en Malvinas se jugó la vida por la Patria, y hoy no quiere percatarse que con sus posturas de opositor a ultranza, hace el juego al establishment que “quiere pasar la factura” a Argentina, volviendo a instalar un gobierno dócil y cipayo, tal como ciertos ruralistas y otros ultra conservadores piden a gritos.

·       Curioso pero repetido lo del empresario PYME (grande en el estrecho mercado de una provincia económicamente chica), que fabrica y vende productos de venta masiva, claramente beneficiado con el mayor poder adquisitivo de los consumidores, pero que vive despotricando en contra del “intervencionismo estatal”, tal como sesgadamente le inculcaron en su paso por la Universidad (lástima que no le enseñaron a pensar por su cuenta, analizar el contexto, y recién después tomar postura con lógica y fundamento).

·       ¡Que decir de la docente universitaria, en los ’90 con sueldo miserable y con las quitas del “privatizador” López Murphy (ícono de los liberales), que hoy goza de muy buen sueldo, pero se queja hasta lo indecible por tener que tributar Ganancias! (no razona que si paga, es porque hoy gana muy bien, sin perjuicio que sin duda, los mínimos no imponibles de ese impuesto deberían ser corregidos).

·       Está el caso del otrora lúcido profesional, con ideas desarrollistas, que dice serlo aún pero que se volvió cerradamente de hecho funcional al más retrógrado conservadurismo antiindustrial de los “camperos” de pretendida alcurnia, demostrando la influencia de décadas en un entorno feudal, y de asimilar como propios los argumentos del centenario diario mitrista, sesgadamente oligárquico si los hay.

·       Y aquel otro empresario, -básicamente buena persona- que en los ’90 no podía ni siquiera afrontar los gastos de servicios de su empresa principal, hoy visiblemente próspero, pero que se llena de boca de agrias críticas “en contra de”, que más bien parecen provenir de preconceptos mal asimilados, que de un elaborado pensamiento, como correspondería a su evidente capacidad para otro tipo de análisis.

·       Y Doña Rosa o Don Pepe, que pudieron llegar a su jubilación o pensión (antes casi “misión imposible”, con valores que si bien pueden ser ajustados, son bastante más satisfactorios que aquellos de los ’90 ¡y ni se acuerdan –parecería – que incluso en la gestión de “Pato” Bulrich, en plena crisis, les redujeron sus míseras mensualidades! Pero que tan fácil se suman a las peores críticas.

Los ejemplos siguen, y podrían dar letra a un nuevo Manual de Zonceras Argentinas, del genial patriota que fue Don Arturo Jauretche. O más bien un Manual de la Colonización Cultural.

 

C.P.N. CARLOS ANDRÉS ORTIZ

sábado, 4 de mayo de 2013


LOS VENDEDORES DE VIENTO

En épocas de la conquista y colonización de América por parte de los europeos, las riquezas y voluntades locales eran canjeadas por espejitos de colores.

Hoy, entre otras mentiras y tergiversaciones, literalmente “nos quieren vender viento”, con las falacias de supuestas “grandes soluciones” de la energía eólica, y otras tecnologías menores, como la solar.

El viento y el sol son gratis, pero en cambio las energías eléctricas eólica y solar son muy caras, ineficientes y cargadas de serias limitaciones, ¡y esas serias limitaciones se ocultan prolijamente, detrás de montañas de idílicas fotos “ecologistas” y de mostrar solo partes de la realidad, “vendida” como falsas “grandes soluciones”! Pero hay poderosos intereses creados, que deben ser puestos en evidencia.

Los tiempos cambian, y los métodos se adecuan, pero en esencia es lo mismo. Solo que ahora, los neocolonizadores europeos (y de las potencias del G 7), tienen cooptados sus agentes locales, que por cándidos entusiasmos, o por concretas retribuciones, siguen al pie de la letra las instrucciones que les bajan “desde allá”, para ser aplicadas acá, y bajo la táctica de “verdades reveladas”, y por lo tanto más allá de cualquier análisis serio o bien fundamentada objeción u observación.

         Eso ocurre en la cultura, la economía, la política, etc.

         Hoy los neocolonizadores disponen no solo de las masivas imágenes enlatadas de la TV (desde los programas “culturales” o “científicos” nunca neutros, hasta las series y películas), sino también cuentan con organizados activistas, bajo las pantallas de Fundaciones, ONGs y otras “organizaciones sociales”, con buenos accesos a los medios y seguramente presupuestos más que suficientes. Interesante es advertir que las que “bajan líneas” son determinadas Fundaciones y ONGs, siempre transnacionales con sedes centrales en alguna de las potencias del G 7 (o manejadas de hecho desde allí), principalmente EEUU y Gran Bretaña. ¿Casualidad? ¿O es la aplicación práctica de afinadas acciones de cooptación psicológica a escalas masivas?

         En el caso particular del Sector Energético, resulta evidente la campaña a largo plazo, retorcidamente rebuscada, en la cual se busca demonizar a determinados tipos de generación eléctrica, mientras que se proponen falsas alternativas o supuestas “grandes soluciones” que ni por asomo son tales, con lo cual embozadamente en los hechos se están favoreciendo los muy poderosos intereses vinculados con el petróleo y el gas…¡y todo enmarcado en discursitos melosos que supuestamente predican el conservacionismo a ultranza! ¡¡¡Una obra maestra del engaño a escalas masivas, que además tiene profundas implicancias geopolíticas, por buscar detener a las Potencias Emergentes, para que las viejas potencias no pierdan la supremacía que creyeron poder ejercer in eternum!!!

         Sintéticamente expuesto, el cuadro de situación es el siguiente.

-         Las “nuevas fuentes”, o “ecológicas” o pseudo “alternativas” no sirven como centrales de base de ningún sistema eléctrico, son solo complementos y de ningún modo “alternativas”, pues no reemplazan a las usinas de base. No pueden “almacenarse” sus “combustibles”, por lo que no pueden programarse con total exactitud ni confiabilidad (son siempre aleatorias), además de lo cual la eólica posee vicios técnicos (oscilaciones de tensión, de voltaje y de armónicas) que solo se corrigen con una central convencional en paralelo, o con un denso mallado interconectado de respaldo.

-         Las tecnologías aptas como generación de base, son tres: termoeléctricas (quemando combustibles fósiles o eventual y parcialmente biocombustibles), hidroeléctricas y nucleares. Pero como los ultra ecologistas demonizan en base a falacias burdas (con mucha emotividad pero nulos fundamentos científicos) a las usinas hidros y nucleares, de hecho están promocionado por descarte a las “devoradoras de hidrocarburos” (petróleo y gas) que son las termoeléctricas.

-         Como los “vendedores de vientos” promocionan a ultranza las eólicas, y estas usinas dependen del respaldo de otra central convencional (térmica, hidro o nuclear), pero a la vez se oponen a las hidros y nucleares, de hecho están promocionando nuevas inversiones en usinas termoeléctricas…¡precisamente las más contaminantes! ¡Y se dicen “ecologistas”!

-         Son conocidas las vinculaciones de las ONGs transnacionales pseudo ecologistas, con las grandes petroleras anglosajonas, las cuales cuentan con los silencios o a lo sumo “suaves amonestaciones” por parte de Greenpeace, WWF y similares, muy distinto eso a las violentas y virulentas campañas en contra de las hidro y las nucleares. ¡Y eso que las petroleras y gasíferas son contaminadoras seriales!

-         Al presentar a las eólicas como “alternativas” (lo cual es falso) y pretenderse que dominen la matriz eléctrica (que sean la fuente preponderante, o incluso exclusiva, como plantean algunos diletantes o mal pensados o muy mal informados), en rigor se está avalando un esquema eléctrico no viable, abonando el camino a otra crisis eléctrica, con lo cual son funcionales a los intereses que nos quieren mantener en el subdesarrollo crónico.

-         Tema no menor es que el negocio de instalar usinas eólicas solo se sostiene en base a suculentos subsidios, con lo cual están contribuyendo a fomentar el déficit fiscal, tal como sucede hoy en España, donde las “renovables” (eólicas y solares) pasaron a ser un serio problema presupuestario.

-         Otro “detallecito” es el bajo rendimiento de las eólicas (peor aún las solares). Término medio, para generar (con baja confiabilidad) una cantidad de energía similar a las usinas de base, se debe triplicar la inversión en Potencia Instalada, lo cual es uno de los factores del alto costo de la energía eólica.

-         En el contexto de carencias energéticas del mundo entero, por el crecimiento de la demanda, la eólica tiene su rol a jugar…pero solo como complemento.

         ---------------------------------------------------------------------------------------------

         “Casualmente” esos importantes factores condicionantes de la energía eólica y de la solar, son “omitidos” o edulcorados, en los fervorosos y poco fundamentados “análisis” de los ultra ecologistas…y de algunos vendedores de usinas eólicas.

 

C.P.N. CARLOS ANDRÉS ORTIZ

miércoles, 1 de mayo de 2013


PREGUNTAS Y RESPUESTAS, A DUDAS DE UN ARGENTINO QUE INTENTA VER COMO SON LAS COSAS.

Por intermedio de un apreciado amigo, recibí unas cuantas dudas de un argentino de bien, que intenta ver la realidad, pero que deja traslucir algunas confusiones o huecos de información.

Los temas consultados, sintéticamente expuestos, y las respuestas breves, se exponen seguidamente.

1)    Controles de cambios y de divisas. ¿Por qué se hacen?

1 – Todo país serio y bien organizado hace controles de divisas. ¡Vayan a querer sacar sumas importantes de EEUU, de la UE, de Japón, de China, etc.!

Lo que pasa es que estábamos en el descontrol, herencia del neoliberalismo, y de la manía de ahorrar solo en dólares. Revertir eso no es fácil, y la cerrazón de “cierta clase media” es complicada, pues solo ve lo negativo, aún donde no lo hay. Esa clase media estaba muy mal en los ’90 (incluso casi toda la clase media alta), pero estando notablemente mejor ahora, contra toda lógica apoya en los hechos a los que proponen volver al neoliberalismo salvaje de los ’90…¡y muchos ni se dan cuenta de las consecuencias de sus “protestas” caceroleras y demás!

Igual suman mucho las operaciones de la gente común, eso no se debe despreciar, y aún a los grandes operadores se los controla, por eso se quejan. Lo mismo la especulación con el dólar negro o paralelo, el mercado especulativo es tan pequeño, que unas pocas empresas grandes marcan fácilmente las tendencias.

2)    Los formadores de precios y “a quienes se debe apretar”. ¿Se hace algo?

2 – No es fácil poner en caja a los formadores de precios, que son principalmente los que provocan la inflación. La historia demuestra que tienen poder para derribar gobiernos. PONER LAS COSAS EN SU CONTEXTO REAL – Analizar el todo y no perderse en anécdotas.

3)    Las restricciones a las importaciones.

3 – La política de restringir las importaciones obligó a fabricar acá muchos bienes de alta tecnología que antes eran importados, y eso genera trabajo nacional auténtico. Hubo algunos errores, pero VER EL CONTEXTO REAL. Los que fogonean las críticas a ultranza, son los mismos que nos quieren hacer retroceder a la Argentina miserable de los ’90, sin industrias, sin tecnología propia, sin horizonte de futuro.

¿Cómo se industrializaron en sus momentos, TODAS las actuales potencias industriales y tecnológicas? ¡Con fuerte proteccionismo y con activa intervención del Estado, promoviendo y provocando la industrialización, los avances tecnológicos y el desarrollo en general!

4)    Las retenciones agropecuarias deberían ser graduales, pesando menos en los pequeños y medianos productores rurales.

4 – Cierto lo de las retenciones, y eso lo quería hacer la Resolución 125…pero el lío armado impidió que se concrete, eso lo deberían analizar quienes protestan como simple reflejo de lo que les inoculan en sus mentes frágiles o crédulas ciertos protestones crónicos.

5)    Impuesto a las Ganancias y temas relacionados.

5 – En TODO el mundo organizado, los sueldos PAGAN IMPUESTOS A LAS GANANCIAS. Por supuesto que deben realizarse adecuaciones y cambios, subiendo los mínimos no imponibles, generalizando el impuesto a las operaciones financieras, a los jueces, etc. Muchos de los que se quejan, ahora pagan pues sus sueldos mejoraron mucho (ejemplo los docentes universitarios), pero no tienen memoria histórica ¿Por qué? VER EL CONTEXTO GENERAL.

6)    Restricciones al “gasto público” y sus incidencias.

6 – El concepto del “gasto público” es una imposición de los liberales, que mezclan todo con evidente mala fe, pues una cosa son las INVERSIONES PÚBLICAS y otra los gastos públicos. Las inversiones DEBEN SEGUIR INCREMENTÁNDOSE pues aumentan el patrimonio nacional, e impulsan positivamente el PBI, facilitando la producción general. Los liberales (ortodoxos) son “grandes” reducidores de presupuestos y paralizadores de obras públicas esenciales.

Y lo de la inflación, básicamente la originan los grandes formadores de precios, tal como se explicó antes. No mezclar las cosas y VER EL CONTEXTO GENERAL.

7)    Ojalá el crédito vaya a todos los sectores y no solo a los oficialistas.

7 – Los créditos nacionales VAN A TODOS LOS SECTORES. Desde los créditos personales del Banco Nación (no se le pide “afiliación política” a nadie), a los grandes créditos promocionales de la economía, por ejemplo el Plan PROCREAR para viviendas, los créditos a tasas subsidiadas para adquirir camiones, maquinaria agrícola y otras, todas con el requisito que sean DE INDUSTRIA ARGENTINA. Y si existen errores u otras falencias, deben ser denunciadas, hoy existen muchos medios de comunicación alternativos para hacerlo. Ser un simple protestón de café no sirve para nada, y solo daña.

8)    Solo debe pagarse la deuda legítima. ¿Por qué se debe recurrir a tribunales extranjeros?

8 – El tema de la deuda externa es complejo, pues es básicamente un poderoso condicionante político. Y lo referente a los tribunales extranjeros, es una imposición del Banco Mundial de los “malditos ‘90”, que puede denunciarse y dejarse sin efecto. ¡Y sin duda debe hacerse! Pero si por temas de menores repercusiones casi incendian el país, ¿qué pasaría con este caso? Hacen falta formidables espaldas políticas, incluso de la UNASUR, para tomar esa decisión.

9)    Los cambios de reglas en el MERCOSUR, y las compras material ferroviario chino.

9 – Algo mezclada la pregunta, separémosla. Cierto que debemos afianzar el MERCOSUR y la UNASUR. Pero de ahí a “comprar” las críticas del neoliberalismo, por determinados cambios, no. El tema debe analizarse con conocimientos y con fundamentos. Siempre SE DEBE VER EL CONTEXTO, NO LAS ANÉCDOTAS COMO DATOS PRINCIPALES.

Cierto que los vagones y las locomotoras pueden ser fabricadas acá. Y ese debe ser un objetivo permanente. Pero también es cierto que dentro de los arreglos de los infinitos desajustes que dejó el noventismo, algunos temas troncales fueron postergados, entre ellos el necesario rearmado de los ferrocarriles, que incluso deberían cambiar de recorridos uniendo a todo el país. Y el lamentable caso de la tragedia de Once, sin duda debe ser investigado hasta sus últimas consecuencias, caiga quien caiga.

El desguace de los FFCC y de los talleres, fue obra del cuarto de siglo neoliberal (1976-2001), y lamentablemente se demoró en revertir. VER EL CONTEXTO GENERAL. Los casos de subsidios, que siguieron al salirse de la crisis de 2001/2002, deben ser reanalizados en profundidad.

En el contexto de urgencias, las ofertas chinas seguramente son las mejores no solo por los buenos productos que hoy hacen, sino por las muy buenas condiciones de financiación, lo cual no es un tema menor.

10) ¿Existen organismos de control? ¿Funcionan? Las exportaciones mineras en bruto. Los medios y sus mensajes. Los latiguillos de “la soberbia” y “la crispación”.

10 – Otra pregunta múltiple y enredada. Por partes es lo lógico.

Existen órganos de fiscalización y control, tal vez no todos los necesarios, ni con las envergaduras necesarias. Claro está que los neoliberales (todo el arco opositor hoy) pregonan la eliminación total de los controles, bajo la falsa premisa de la “eficiencia privada” (un mito atrozmente falso). Entonces, SE DEBE VER EL CONTEXTO y no dejarse llevar de las narices por los criticones crónicos.

Lo de la industrialización local de las materias primas, sean de la minería o del sector agrícola – ganadero, es sin duda un objetivo permanente. Y debe enfatizarse y a eso se tiende restringiendo las importaciones. Pero cuidado con los planteos de los “ecoloquitos”, “ecópatas” y otros ultras o muy desinformados, que están en el NO A TODO, sin analizar nada, pues sus “instrucciones” se las bajan desde las transnacionales de la ecolatría, que a su vez son agentes de las potencias del G 7, básicamente de Gran Bretaña. Y cuidado con adherir a las consignas “fáciles” de la oposición, pues dado que hoy todo o casi todo el arco opositor es neoliberal, en realidad NO es partidario de ninguna industrialización, o sea que ES FALSO QUE QUIERAN INDUSTRIALIZAR ACÁ LAS MATERIAS PRIMAS, la historia lo demuestra.

Y está bueno que no se crea a pies juntillas ni a los diarios de la oposición crónica, ni a los oficialistas. La clave es implementar el método de la duda permanente, para analizar TODO lo que se lee y escucha, antes de aceptarlo o rechazarlo.

Y lo de “la soberbia”, “la crispación” y otros clichés pegajosos y fáciles, que el opinante termina aceptando como evidente flaqueza de su análisis, es un tema fuertemente instalado por la oposición, con una feroz tendenciosidad, la cual con solo analizar se podrá constatar que es otra de las ideas preensambladas, como parte principal de la campaña que claramente se realiza, con la doble vara evidente…pese a que “cierta clase media” y otros, no lo ven. Son argumentaciones emotivas (las que “llegan” sin mucha oposición por parte de los receptores) y muy poco o nada fundamentadas con lógica y buenos análisis. Es una vieja metodología para imponer ideas por la emotividad y las repeticiones, aunque se trate de conceptos huecos.

Si es por “abrirse y escuchar un poquito”, ¿no se recuerda la feroz imposición del pensamiento único, de los deplorables años ’90? ¿No se da cuenta “esa clase media” que los voceros de la oposición crónica, son los mismos que quieren reinstaurar el neoliberalismo salvaje, del noventismo, que tanto daño nos hizo, y que hoy destroza a España, Portugal, Grecia, Chipre, Malta, e incluso a la poderosa (económicamente) Italia, y que mantiene frenadas y en crisis profundas a las economías de EEUU, Gran Bretaña y también a Francia?

ANALIZAR TODO ANTES DE ASUMIRLO COMO VERDADERO, ES TRABAJOSO, PERO YA LO DIJO HACE DOS MIL AÑOS EL MAESTRO DE PALESTINA: “SOLO LA VERDAD OS HARÁ LIBRES”.

Tal como al asumir su primer período de gobierno lo expresó Don Juan Manuel de Rosas: MI PARTIDO ES EL PARTIDO DE LA PATRIA ARGENTINA. Así la buena gente no se va a confundir con clichés engañosos de “izquierdas”, “derechas” y otras engañifas.

Lo precedente no significa de ningún modo suponer que todo es perfecto, libre de errores y sin necesidad de ajustes y correcciones. ¡Pero de este modo, con políticas económicas activas –fuertemente heterodoxas- crecimos mucho en estos últimos diez años, además de reindustrializarnos fuertemente y de apoyar enfáticamente el desarrollo tecnológico; y por supuesto mejoraron los índices de empleo, de salario real, etc.! Y hasta donde se ve claramente, nadie tiene hoy una propuesta heterodoxa alternativa, concreta. Todo el resto es hoy representante de la ortodoxia liberal al estilo noventista. ¡Y eso ya lo conocemos, aunque “cierta clase media” (y media alta) tenga memoria flaca y evidencie escasa capacidad de análisis bien fundamentado!

 

C.P.N. CARLOS ANDRÉS ORTIZ